Servicios

Un negocio puede tener necesidades muy simples, pero incluso al negocio más sencillo le gustaría disfrutar de más flexibilidad que la que la banca tradicional puede proporcionar.

Satisfacer necesidades tan simples como separar los gastos de los ingresos y, en su caso, separarlos por tipo de ingreso o por tipo de gasto, puede ser complicado cuando se trata con bancos tradicionales.

Además, las necesidades de los negocios nunca son estáticas; cambian con el tiempo, mientras que la banca tradicional proporciona servicios fijos de acuerdo a criterios estrictamente definidos, especialmente en lo relativo a la gestión del efectivo.

Más allá de la flexibilidad que ipagoo ofrece, la razón principal por la que ipagoo es el mejor proveedor posible para negocios en crecimiento es nuestro enfoque internacional.

Vemos Europa como un mercado único y queremos que los negocios puedan aprovecharse de esta situación. Obtener financiación no es el principal obstáculo para crecer, a menudo ampliar la base de clientes es la mejor solución y Europa es un gran mercado.

Sabemos lo desalentador que puede ser dar los primeros pasos en un nuevo país y un nuevo territorio y lo difícil que es prever todos los desafíos que esto conlleva.

La fragmentación bancaria es un verdadero obstáculo que frecuentemente se pasa por alto en las pequeñas y medianas empresas a la hora de decidirse a abrir una oficina en el extranjero.

La fragmentación bancaria significa someterse a un largo proceso para establecer una nueva relación bancaria en el nuevo país, lo que inevitablemente conlleva retrasos para empezar la operativa del negocio y poder estar preparado para la contratación de personal, firmar contratos comerciales, el alquiler de instalaciones y mucho más.

Peor aún, los costes de contabilidad y tesorería de su sede central también aumentarán, ya que se quiere y necesita tener una visión completa de las cuentas de la compañía en todo momento.

ipagoo ha sido diseñada para superar estas dificultades, haciendo que las cosas sean más rápidas y más fáciles: tener tantas cuentas como sean necesarias, en tantos países como quiera, abiertas con tan sólo tres clics mientras las puede ver todas al mismo tiempo y mover su dinero por Europa al instante.